Lula, Kirchner y Tabaré Vázquez van a seguir obedeciendo a Bush

Entrevista a James Petras
 

CX36 Radio Centenario

 

E. Chury: El tema que habíamos elegido para hoy son los costos económicos, los costos sociales y políticos negativos de las inversiones extranjeras, que son particularmente graves en América Latina y los seis mitos sobre los beneficios de esa inversión extranjera. Un tema abordado por Petras y que resulta muy ilustrativo para compartir con la audiencia de Radio Centenario. Podríamos comenzar por ese tema.

Petras: Muy bien, quiero decir simplemente que los argumentos que utiliza el señor Astori y sus seguidores en Uruguay sobre los beneficios de las inversiones extranjeras, son totalmente falsos y sin ninguna base empírica. Todas las experiencias que tenemos en América Latina indican que más del 50 por ciento de las inversiones simplemente está comprando empresas públicas o privadas nacionales que ya están ocupando un lugar en la producción. Es decir, no hay ningún aporte nuevo en relación con la creación de nuevas unidades. Peor: muchas veces compran una empresa para cerrarla y simplemente asumir los clientes y eliminar la competencia en el mercado interno.

Segundo, muchas inversiones extranjeras no traen nuevos capitales, sólo consiguen préstamos de los Bancos privados o en algunos casos públicos, como tenemos en México y otros países recientemente, e incluso utilizan ahorros de fondos de pensiones de los obreros y empleados para comprar empresas y después despedir a los mismos pensionistas que financian sus préstamos. Y tenemos otra cosa que es más aguda y es que la gran mayoría de las empresas no generan una tecnología autóctona ni elaboran nuevas innovaciones. La gran parte de los subsidiarios compran y pagan royalties de tecnologías desarrolladas en la casa matriz. Hay estudios hechos por académicos que muestran que más del 80 por ciento de la investigación e innovaciones vienen de las casas matrices en Europa o Estados Unidos. Entonces ¿qué beneficios tiene el capital extranjero? Tiene muchos beneficios por los inversionistas extranjeros porque a partir de eso tienen una importancia relevante en la política interna de los países y que una vez que entran muchas veces encabezan e integran las asociaciones de Banqueros o manufactureros o agricultores, para después influir en la política económica y facilitar la mayor entrada de otros capitales, hasta tal punto que un país se convierte en una neo-colonia.

Muchos países tienen sus propios capitales, a partir de ahorros, a partir de pensiones y a partir de ahorros que pueden hacer imponiendo una moratoria sobre el pago de la deuda externa. Como se puede ver ahora en Uruguay, asumir las obligaciones del Fondo Monetario, implica que tienen que insistir en que los productores uruguayos vayan a la bancarrota, como han hecho con muchos. Y no les importa la retórica de la campaña electoral, como recuerdas la famosa declaración de Tabaré Vázquez, el gran mentiroso, que decía que ningún propietario tiene que esperar que lo dejen en la calle y ahora hay cientos o miles de agricultores que han perdido herramientas y tierras e incluso muchos en su desesperación han cometido suicidio. Eso tiene su razón, principalmente en los compromisos con los banqueros externos, del gobierno, y la incidencia de la relación carnal que tiene con los sectores de Bancos financieros. Astori es el mejor y más íntimo amante de los Bancos y bajo ningún pretexto va a permitir que el capital extranjero banquero o financistas locales pierdan un centavo. Y mejor si de los 90 mil productores que existían en Uruguay varios años atrás, quedan sólo 30 mil.

Entonces tenemos que el capital extranjero no sólo es un mal desde el ángulo del desarrollo económico y desarrollo social, sino que también influye sobre la política económica interna y se forma una división de trabajo. Y quiero terminar sobre esta pregunta: primero, tienes el neoliberal Ministro de Economía y Hacienda, como el caso de Astori, que está implicado en esta política económica; después tienes al Pepe Mujica que está reivindicando esta política en el campo rural y después tienes al Pepe Díaz, el autotitulado socialista, llamando a la represión de los trabajadores y productores agrícolas que están tratando de salvar su modo de vida y su modo de producir, entonces hay una división de trabajo entre el ideólogo Astori, el apologista Mujica y el represor Díaz, todos llamados progresistas que están siguiendo la peor política económica que podría uno imaginar para Uruguay.

Lo más positivo es que los agricultores, los médicos, trabajadores en salud, los funcionarios públicos, ya han desenmascarado tan rápido la política de este gobierno y han actuado de una forma tan rápida y tan inteligente y no como en Brasil que tenían que esperar tantos meses y años antes de entender la política liberal. Yo quiero saludar la inteligencia del pueblo en combate en Uruguay, por su agudeza de inteligencia frente a este fraude que se llama Frente Amplio.

E. Chury: Petras, me quedé pensando en la inversión extranjera y en una afirmación que se hace, sobre que la inversión extranjera aumenta la competitividad de exportación de la industria y estimula la economía local por la vía de las compras y ventas secundarias y terciarias. ¿Se transforma en eso la inversión extranjera?

Petras: La gran mayoría de empresas extranjeras que vienen con el capital extranjero desplazan, no generan competencia o mayor competitividad en los productores locales. Los echa, los desplaza, porque trae mayores capacidades de producción y por un tiempo pueden vender a muy bajos precios, terminando en la bancarrota y no en un aumento de la competitividad. Segundo, aumentan las importaciones de bienes de sus otras fuentes y tercero, esta competitividad de que hablan, no tiene nada que ver con aumento de ingresos porque en gran parte la entrada de capitales ha creado economías más primarias. Si analizamos el último tiempo, las inversiones extranjeras generan competitividad en el mercado mundial a partir de inversiones en sectores primarios. Es volver a monopolios extranjeros, orientados a la exportación. Es bajo el eufemismo de "competitividad" que los países productores diversificados, han bajado el número de empleos y ha intensificado el crecimiento de los sectores agro minerales exportadores al costo de empleos locales.

E. Chury: Yo estaba en lo que es el acápite de lo que sería el mito cuatro de la inversión extranjera. Estoy siguiendo esto porque me parece un tema ilustrativo para nosotros. Justamente el argumento de los gobernantes nuestros es: mantener los pagos de la deuda es esencial para afianzar una buena reputación financiera en los mercados internacionales y mantener la integridad del sistema financiero. Ambos son cruciales para un sólido desarrollo. ¿Cuál es la respuesta a estos planteos oficiales de nuestro gobierno?

Petras: El capital extranjero, viene a lugares que le interesan, por varias razones. O por razones de recursos primarios o porque el desarrollo nacional público y privado, han generado un mercado de consumidores. Entonces a partir de un mercado existente, producto de una fase de desarrollo público y nacional, el capital extranjero quiere entrar y capturar este mercado y debilitar a sus competidores. Ahora, este argumento de que pagando la deuda va a recibir buenos méritos y la llegada de capital es falso porque al pagar las altas tasas de intereses en principio, y particularmente el grotesco acuerdo de Vázquez y Astori de 4,5 por ciento del Presupuesto, absurdo, al nivel de Bordaberry y Sanguinetti o peor todavía, no hay dinero para financiar inversiones públicas ni hay dinero para financiar los programas de emergencia contra la pobreza que genera el consumo y el mercado que el capital extranjero busca explotar. ¿Cómo se va a invertir en un país donde no hay consumidores, donde no hay inversión pública, donde el estancamiento es resultado de las transferencias de pagos externos?

Tenemos que comentar que el programa de pobreza de los 140 mil pobres en Uruguay que deben recibir 1.360 pesos, llega -según mis cálculos- a sólo el 8,5 por ciento de los recibientes; más del 90 por ciento de los pobres, no han recibido un centavo. Y la autotitulada comunista, señorita, señora Marina Arismendi, dice que no tiene suficientes funcionarios para investigar a los pobres mentirosos que podrían engañar al gobierno, para ver si realmente son tan pobres como aparece para todo el mundo. Es un insulto insistir en investigar cada casa, cada familia, cuando se declaran pobres y objetivamente son pobres. Y eso no es porque Marina sea una reaccionaria, pero sí porque está acompañando una política reaccionaria de canalizar el dinero hacia afuera y limitar la capacidad de ejercer su función.

Su padre, Rodney, nunca entró a un gobierno así, y mucho menos a cumplir una misión de investigador de la miseria para un gobierno neoliberal.

E. Chury: Hay un tema que aquí es preocupante y particularmente para varios sectores. Por más que lo niega el gobierno, estamos registrando una suerte de atraso cambiario porque el dólar sigue cayendo. ¿Esto es un efecto internacional, el dólar cae en el mundo, o el dólar cae precisamente por la política que realiza Uruguay?

Petras: No. En los Estados Unidos actualmente el dólar ha subido casi un 25 por ciento desde enero. El gobierno de Vázquez y Astori entra después que el dólar se está recuperando. El dólar ahora tiene mucho más valor. En diciembre o enero pasado era un dólar con 36 centavos frente al euro; ahora es un dólar con 19 centavos entonces el dólar está mucho más fuerte durante todo el tiempo de Vázquez Astori. Son muy mentirosos los que dan como argumento la caída del dólar porque el dólar está aumentando y fortaleciéndose. Mucho más es la política interna del gobierno la que está causando los problemas económicos que es la acotación del dólar. Hay que examinar en profundidad la política neoliberal del gobierno, la desregulación, la falta de inversiones públicas, para entender por qué el gobierno no ha hecho una política de repunte.

E. Chury: Me voy a una pregunta que tiene carácter regional, que la tocamos al pasar en la entrevista anterior y que tiene que ver con los 400 ó 500 marines que vinieron a Paraguay. La información que se dio es que allí se está instalando una base y el gobierno de Paraguay ha querido desmentirlo. ¿Se sabe algo nuevo con respecto a esto?

Petras: No, es un proyecto de largo alcance, utilizando el pretexto del terrorismo y cualquier otra cosa: los contrabandistas, narcotraficantes de la triple frontera, para que Estados Unidos tenga un cuchillo en el corazón de las Américas porque esta base militar es un trampolín para intervenir y apoyar cualquier régimen reaccionario que esté temblando. Para dar una instancia. La propuesta de la base en Paraguay es a 200 kilómetros de Bolivia, donde todos los bolivianos están muy preocupados por la política del títere Duarte, presidente de Paraguay.

Yo creo que es una amenaza real y parte de la militarización de la política de la administración Bush. Es la contrapartida de la base Manta que está utilizada para intervenir en Colombia y amenazar a Venezuela, etc. Yo no creo que podamos separar el proyecto de la base militar en Paraguay de la base militar en Manta, en El Salvador y en Aruba y otras partes. Es parte de la política intervencionista para tener -como dice Washington- fuerzas rápidas de intervención pero en este momento, tal vez por la derrota que están sufriendo en Afganistán e Irak, es muy probable que esa fuerza de intervención sólo podría intervenir en colaboración con fuerzas reaccionarias internas golpistas en América Latina, pero sí debe ser un punto de denuncia de cualquier gobierno en América Latina. Estoy esperando todavía que el gobierno de Vázquez haga una declaración clara de amenaza de la soberanía con una base militar norteamericana que no tiene razón de estar en esa región.

E. Chury: ¿Ha trascendido alguna temática de la reunión de presidentes iberoamericanos que se va a realizar en Mar del Plata con la presencia de Bush?

Petras: Yo imagino que va a aparecer una discusión simplemente repitiendo el disco roto del pasado. Bush va a enfatizar sobre el terrorismo, los movimientos de masas en Argentina van a agrupar cientos de miles de personas en protesta; Lula, Kirchner y Tabaré Vázquez van a ser obedientes pero con muy pocas posibilidades de prestar más servicios al estilo de Haití donde las fuerzas interamericanas y jordanas masacraran 50 personas anteayer en un barrio obrero de Haití. Creo que esta experiencia trágica que involucra a América Latina va a limitar las posibilidades de extender este proyecto.

Imagino que la presencia de Chávez va a ser como siempre una presencia de oposición a los planes de Washington y creo que la misma cosa va a pasar: Chávez en un polo y los cipayos en el otro y todos los gobiernos llamados progresistas van a tratar de mantenerse buenos con todos, pero creo que otra vez Bush no tiene cartas fuertes para jugar frente a alguna propuesta de solucionar problemas de deuda, problemas de pobreza, problemas de explotación y transferencias de dinero. Esa es la agenda real. La agenda de la gente que está afuera de la cumbre y no adentro.

Una cosa más: quiero mandar mis saludos y solidaridad con Aramir Silva y los productores que están allá en la calle encendiendo neumáticos, marchando y cortando rutas porque eso, los sindicalistas, los médicos, y los empleados, para mí muestra que la única solución de los problemas sociales económicos graves del Uruguay, son en la lucha extra parlamentaria e independiente del Frente Amplio. Este camino es el único que va a dar resultados y creo que la gente, el pueblo en Uruguay ha entendido eso de una forma muy aguda y quiero saludarlos y extender mi solidaridad. Muchas gracias.